Eva Calvo habla de los beneficios de la promoción de la salud en el lugar de trabajo

7 de marzo de 2017 a las 17:21

La doctora Eva Calvo ha participado en la II Jornada Nutrición y bienestar laboral para explicar los beneficios del bienestar laboral para las empresas, en relación a la prevalencia de factores de riesgo en los trabajadores, y cómo éstos inciden en el absentismo laboral y su coste asociado.

 II Jornada sobre bienestar y nutrición en el ámbito laboral”

Las condiciones crónicas de salud como la hipertensión o la diabetes son frecuentes entre la población trabajadora y, a menudo, no reciben el adecuado diagnóstico y un tratamiento. Según la doctora Eva Calvo, jefa del Departamento de Proyectos Sanitarios de Ibermutuamur, “una reconducción de las mismas mediante cambios en nuestro estilo de vida se asocia con la disminución del absentismo por incapacidad temporal en el año sucesivo”. Así lo ha explicado en el transcurso de la II Jornada Nutrición y bienestar laboral, organizada por la Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación y la Fundación Alimentación Saludable, en colaboración con el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo (INSHT).

Durante su intervención, la doctora Calvo ha hablado sobre la prevalencia de algunos factores de riesgo cardiovascular estrechamente ligados con la alimentación como la hipertensión, la diabetes, o la obesidad y de su repercusión en el absentismo por incapacidad temporal. En concreto, y según los datos aportados por la doctora Eva Calvo del estudio ICARIA, el 22,1% de la población trabajadora tiene cifras alteradas de presión arterial, sólo el 26% se encuentra diagnosticado y un 17% recibe tratamiento. Además, un 64% de la población trabajadora presenta dislipemia (alteraciones del metabolismo lipídico), de los que sólo un 7,7% está diagnosticado y un 2,7% tratado. En lo que respecta al sobrepeso, afecta al 38,5% de la población trabajadora y la obesidad a un 15,5%.

Teniendo en cuenta los factores de riesgo, se puede calcular la probabilidad de morir por causas cardiovasculares en los próximos 10 años. Los trabajadores que tienen un riesgo cardiovascular moderado-alto presentan, durante el año posterior, más episodios de incapacidad temporal debidos a enfermedades cardiovasculares y dichos episodios son más largos, tanto cuando se deben a enfermedades cardiovasculares, como cuando son generados por enfermedades comunes de origen no cardiovascular.

La doctora Eva Calvo ha indicado que “cuando los resultados obtenidos se extrapolan al conjunto de la población ocupada en España, los costes adicionales se estiman en 145 millones de euros, sólo durante el primer año”.

Los resultados presentados por la Dra. Calvo sugieren que la reducción del riesgo cardiovascular de los trabajadores se asocia con un descenso de la duración de las bajas durante el año posterior. El abandono del tabaco y un mayor control de la presión arterial y del peso corporal podrían ser los responsables de esta disminución. La reconducción de estas condiciones de salud en los trabajadores se traduciría en un potencial ahorro de, aproximadamente, 52 millones de euros, durante el primer año.

Estas cifras justifican la realización, dentro de la cobertura de contingencias profesionales, de actividades en el ámbito sanitario y de prevención con las empresas, incorporadas en el Plan Anual de Actividades Preventivas, a través de planes de acción, campañas de sensibilización y actividades divulgativas en materia de prevención y seguridad y salud laboral, dirigidas a su colectivo de empresas asociadas y trabajadores protegidos.

Etiquetas: , , ,

Compartir: Meneame Fresqui Delicious

© Ibermutuamur, Mutua Colaboradora con la Seguridad Social nº 274.